El autogol más increíble que se haya visto

El autogol más increíble que se haya visto Un auto-gol es lo peor que te puede pasar en un partido de Fútbol ya que puede significar la derrota de tu equipo. Muchas veces tratando de defender tu portería una lamentable casualidad te lleva a cometer el auto-gol, pero en esta ocasión, lo curioso es que el villano es simplemente el viento.

Durante un partido de Fútbol que se lleva a cabo bajo condiciones climáticas desfavorables, un portero intenta despejar el balón pero el fuerte viento hace que el balón regrese haciendo una trayectoria irregular, dificultando que el portero pueda recuperar el balón y finalmente cruzando la portería. Una situación bastante peculiar, que a pesar del momento divertido, técnicamente es un gol válido. Afortunadamente para el portero, era un simple juego de entrenamiento.