Broma en la biblioteca

En la siguiente broma un chico se pone a comer de una manera muy ruidosa y molesta en la biblioteca, observando las reacciones de los demás.